fbpx

El desarrollo de vínculos de apego seguros dentro de la familia

Los vínculos de apego surgen de forma natural entre el niño/a y la persona que le cuida. No obstante, pueden volverse conflictivos y afectar al desarrollo de los más peques si no se mantiene un equilibrio sano.

En Art&Mañas analizamos qué son los vínculos de apego y cómo lograr que sean seguros.

 

Qué son los vínculos de apego y cómo se desarrollan

 

De acuerdo a diversos estudios que se han ocupado del tema, los niñxs tienen no solo necesidades físicas sino también psicológicas, entre las que destaca el obtener la atención de sus padres. Así,  desde que nace, un bebé y quien lo cuida se sincronizan de forma natural: el niño/a pide lo que necesita y el adulto se lo intenta proporcionar.

vínculos de apego

Los vínculos de apego se conciben como un nexo estable: el niño/a confía en que la persona con la que ha desarrollado su vínculo de apego siempre estará ahí para él. De este modo, es vital cuidar de esta relación, que va a marcar la pauta para el desarrollo de las emociones y las relaciones personales del niño/a durante toda su vida.

Desde la plataforma de unos vínculos de apego sanos, el niño/a es capaz de desarrollarse como individuo y de hacer crecer su autoestima y conocimiento de sí mismo. El vínculo de apego le permite avanzar, sabiendo que existen personas que estarán ahí para él o ella si las cosas salen mal.

 

Dependencia o inconsistencia: los principales problemas

 

Pese a que desarrollar vínculos de apego es no solo natural sino sano, es cierto que la balanza puede torcerse fácilmente si no se toman algunas precauciones.

En muchos casos, este nexo entre niño/ adulto puede desembocar en una relación de dependencia: el niño/a se rodea de miedos e inseguridades que se ve incapaz de gestionar por sí mismo. Así, recurre constantemente a la persona con la que ha generado un vínculo de apego para que resuelva sus problemas.

vínculos de apego

La dependencia supone un problema en la medida en que no permite que el niño/a crezca, evolucione y elija su propio camino.

En otras ocasiones, surgen problemas de apego en el sentido contrario, cuando el niño/a no consigue la estabilidad necesaria. Es el caso de niñxs que ven cómo diferentes personas pasan por su vida (por ejemplo, casos de abandono infantil) pero sin establecer un vínculo con él o ella verdadero y fiable. La inestabilidad emocional en este caso puede ser una de las consecuencias más graves.

 

Cómo desarrollar vínculos de apego seguros

 

Algunas estrategias para generar vínculos de apego sanos incluyen:

Prestar atención al niño y responder a sus necesidades, sabiendo qué te está pidiendo y cómo puedes ayudarle.

– Generar una relación de confianza a través de la comunicación asertiva. De este modo, el niño/a sabrá que puede acudir a ti cuando tenga un problema.

–  Darle las herramientas necesarias para su independencia. No resuelvas todos sus problemas y deja que se ocupe él o ella de las obligaciones que estén a su alcance.

 

¿Quieres saber más sobre cómo ayudar a tus hijxs a desarrollarse como individuos y a ser felices? ¿Te gustaría generar un ambiente familiar donde los vínculos de apego sean seguros?

En Art&Mañas ayudamos a familias como la tuya a conocerse mejor a través de sesiones de coaching familiar.  Ponte en contacto con nosotrxs y te contamos cómo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *