fbpx

Consejos para que tus hijos pasen la “época de catarros” sanos y salvos

Llega el frío y, con él, la temida “época de catarros”. Ya sabemos cómo funciona: un niño se enfría y, como un efecto dominó, el resto también empiezan con mocos, tos y malestar general. Si bien la época de catarros puede ser para algunxs ya una tradición más de cada invierno, en Art&Mañas queremos daros algunos consejos para que tus hijos pasen este trance.

Claves para evitar el contagio de catarros entre los niños

Si bien los catarros son difíciles de controlar, sobre todo entre lxs más pequeñxs, hay ciertas pautas que se pueden seguir para evitar los contagios y pasar esta racha complicada.

Enséñales a lavarse las manos como rutina

El contacto a través de las manos es una de los modos de transmisión de virus y bacterias más habituales (también en adultos).

Por ello, enseñar desde pequeñxs a tus hijxs a lavarse bien las manos antes de llevárselas a la boca (por ejemplo, antes de comer), les evitará muchos problemas, sobre todo en épocas de “alerta roja” en contagios, como es el caso del invierno.

Intenta lavar las sábanas y edredones más a menudo

Mientras dormimos, también tosemos y respiramos, y los virus encuentran en las sábanas y edredones una guarida ideal donde acumularse.

Por ello, en la época en que se más peligro corren tus hijxs de acatarrarse, es recomendable vigilar el lavado de la ropa de cama y hacerlo más a menudo de lo que se suele hacer en otros momentos del año.

Cuidado con los antibióticos

La mayoría de catarros se produce por la incidencia de un virus en un organismo. Es por ello que los antibióticos (que se utilizan para combatir las infecciones causadas por bacterias) no solo no sirven para remediar los catarros, si no que su uso puede ser contraproducente: si abusamos de los antibióticos, contribuimos a aumentar la resistencia de las bacterias a este remedio, haciendo más complicada la curación de otras enfermedades.

Para curar los catarros, se recomienda utilizar fármacos analgésicos o anti-inflamatorios. No obstante, ante la duda, consulta siempre con el pediatra o el farmacéutico, que serán los que mejor pueden aconsejarte sobre la salud de tu hijx.

Trata de que se acostumbren a utilizar pañuelos desechables

Cuando vamos a estornudar, la reacción más común (también entre los adultos) es ponernos la mano para evitar que los virus se propaguen. No obstante, lo más higiénico es el uso de pañuelos de papel desechables, de los que podemos deshacernos fácilmente, eliminando a su vez los virus que hemos expulsado.

Acostumbra a tus hijxs a que utilicen estos pañuelos, y conseguirás que se cure con mayor facilidad, a la par que evitarás que contagie a otros niños.

En definitiva

Algunos de estos consejos ya te serán familiares. Sin embargo, siempre viene bien volver a repasar estas recomendaciones que pueden ser muy útiles durante la “época de catarros”.

En Art & Mañas trabajamos para que tus hijxs desarrollen su potencial y crezcan sanos y felices.

Si tienes alguna recomendación o cuestión, no dudes en ponerte en contacto con nosotras.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× ¿Cómo puedo ayudarte?